Erica Garner: La muerte por un corazón roto

Por Mumia Abu-Jamal

Su nombre resonó con similitud. Erica, Erica Garner.

Uno no podría decir su nombre sin pensar en su padre caído. Eric Garner. Eric Garner atacado por la policía por vender loosies, o cigarrillos sueltos, en una calle de Nueva York. Lo agarraron con una llave estranguladora, la cual, rápidamente se volvió una llave de muerte.

Su hija se encargó de la lucha para exigir justicia para su papá. Érica, a quien su mama cariñosamente llamaba “una guerrera”, peleó para que su papá fuera recordado como un hombre que amaba a su familia, asesinado por un agente armado del Estado.

El video del asesinato de Eric es tan escalofriante como lo es instructivo. Un hombre negro les pregunta a varios policías por qué lo están molestando. Los policías revolotean como una plaga de langostas.

Alto y fuerte, Eric da un paso atrás tranquilamente, al repetir su pregunta. Un policía de baja estatura viene de atrás y salta sobre él, cerrando los brazos en un apretón de muerte. Eric se cae. Su voz, ronca y esforzada, se escucha: “No puedo respirar”.

Erica, al luchar contra un sistema tacaño con justicia para la gente negra, tampoco pudo respirar. Sufría de asma. Un paro cardiaco. Un coma. A la edad de 27, Erica Garner se encontró con su adorado padre en la eternidad.

Dicen que ella murió de un ataque al corazón. A mí me parece que murió de un corazón roto.

Desde la nación encarcelada, soy Mumia Abu-Jamal.

–©’18 MAJ
15 de enero de 2018
Audio grabado por Noelle Hanrahan: www.prisonradio.org
Texto circulado por Fatirah Litestar01@aol.com
Traducción Amig@s de Mumia, México
https://amigosdemumiamx.wordpress.com/2018/01/24/erica-garner-la-muerte-por-un-corazon-roto/